martes, 14 de febrero de 2012

Amores que matan: Jomeini vs. Rushdie (Feliz San Valentín)

Un 14 de febrero, (San Valentín, día de los enamorados) de 1989, uno de los mayores "iluminados" que ha visto el siglo XX, el ayatolá Jomeini, dictó una fatwa (un edicto religioso) llamando al asesinato del escritor Salman Rushdie.

El argumento "de peso" era que la novela de Rushdie, Los versos Satánicos, ofendía gravemente al Islam y trataba con menosprecio al profeta Mahoma.

El libro, publicado en 1988, fue inmediatamente prohibido en numerosos países, la mayoría de ellos, de larga tradición "democrática" como Pakistán, Arabia Saudita, Egipto, Somalia, Bangladés, Sudán, Malasia, Indonesia o Catar; otros, como Sudáfrica, todavía no se habían desprendido de la lacra del Apartheid.

Las acusaciones contra Rushdie fueron de la máxima gravedad desde el punto de vista radical islamista: blasfemia y apostasía, delitos ambos merecedores de la pena capital.
Así que la cabeza del escritor angloindio fue tasada en 3 millones de dólares, recompensa que fue doblada en 1997.

Esto obligó a Salman Rushdie a vivir durante años escondido y protegido por los servicios de inteligencia británicos.

El cúmulo de absurdos que siguieron dejan prueba inequívoca de la barbarie humana y de la estupidez de los intolerantes:
"El 12 de febrero de 1989, cinco personas fueron abatidas por los disparos de la policía durante una protesta contra el libro en Islamabad"
"En los meses siguientes, se produjeron numerosas protestas contra el libro, incluidas quemas de librerías y protestas frente a embajadas británicas. En 1991, Hitoshi Igarashi, traductor de la obra al japonés, fue asesinado en Tokio, y el traductor italiano fue golpeado y apuñalado en Milán. En 1993, el editor noruego de Rushdie, William Nygaard, tiroteado frente a su casa en Oslo, resultó gravemente herido. 37 personas murieron en un hotel en Sivas, en Turquía, al ser quemadas por manifestantes que protestaban contra Aziz Nesin, traductor de Rushdie al turco".
(fuente: wikipedia)

Rushdie mostró en lo sucesivo su respeto por el Islam en numerosas ocasiones. Pero eso no sirvió para aplacar los ánimos de los más fundamentalistas.

A pesar de que el gobierno de Irán se comprometió públicamente en 1998 a no perseguir ni instigar el asesinato de Rushdie, los fundamentalistas siguen creyendo que la fatwa solo puede ser revocada por su autor, el ínclito Jomeini, fallecido en 1989. Así que todavía hay grupos que la consideran válida indepedientemente de la postura del gobierno iraní. Hasta ahí llega la estupidez.

El último episodio es de hace escasamente un mes:
El escritor británico de origen indio Salman Rushdie ha emitido un comunicado para confirmar que no asistirá al Festival Literario de Jaipur.
Rushdie ha indicado que "han pagado a dos asesinos de los bajos fondos de Mumbai (la antigua Bombay) para eliminarle"

El escritor señala que ha sido informado por "fuentes de la inteligencia" de los Estados indios de Maharashtra y Rajasthan y que aunque tiene "cierta dudas" sobre la precios de la información, ha considerado que sería "irresponsable" por su parte acudir al festival en esas circunstancias. "Sería irresponsable para mi familia, para la audiencia del festival y para mis compañeros escritores".

El caso de Rushdie es seguramente el más conocido de los escritores amenazados y perseguidos por ejercer su labor creativa, literaria, de investigación o únicamente por ejercer su derecho de expresarse libremente. Derecho que, como desgraciadamente sabemos, no es respetado por aquellos que ven peligrar su posición privilegiada o de poder.

Pero no es el único.

Roberto Saviano o Liu Xiaobo son otros de los hemos tenido noticias gracias a la colaboración inestimable de la Mafia o del gobierno de China.
Pero la lista es larga, como se puede ver en la lista que mantiene actualizada la PEN American Center, Writers in Peril.

Feliz San Valentín, día de los "enamorados".

Sobre las caricaturas de Mahoma ya ha hablado sobradamente otros.

---------------
Escritores en prisión.
Escritor: una profesión de alto riesgo.
Assassins of the Mind.

1 comentario:

  1. http://www.youtube.com/watch?v=-CUXP7L6rSA

    Porque el amor, cuando no muere mata, porque amores que matan, nunca mueren.

    ¿Por qué se tuvo que morir el Jomeni éste?

    Escribir no es una profesión de riesgo, ser humano, como profesión no elegida, suele conllevar un alto riesgo y grandes dosis de infamia.

    Siempre nos quedará el amor al prójimo.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...