viernes, 30 de octubre de 2009

La agarrada de Unamuno con Millán Astray













No es que le pillara por sorpresa a Miguel de Unamuno que Franco firmara su cese como rector de la Universidad de Salamanca después de la agarrada que tuvo con el general franquista Millán Astray.

Pero lo que no se esperaba es la sentencia que recibió un día como éste, 30 de octubre de 1936, condenándole a 3 meses de arresto domiciliario.


El incidente con el fundador de la legión hizo que Unamuno se arrepintiera en lo más hondo por haber apoyado a la causa golpista con 5000 pesetas.

Lo que tuvieron Millán Astray y Unamuno fue una bronca en toda regla.

Se celebraba el día de la raza y hasta la Universidad de Salamanca llegó Millán Astray rodeado de legionarios, el Obispo de la ciudad y la mujer de Franco.


Presidía el acto el rector, Miguel de Unamuno.

Todo discurrió dentro de lo previsible hasta que a Millán Astray se le fue la olla. Dijo que País Vasco y Cataluña eran la "antiespaña", cánceres en el cuerpo de la nación; que sus valientes moros habían llegado para combatir a los malos españoles y a dar la vida por la sagrada religión de España.


Para rematar la faena sonó en el salón el famoso grito de Millán Astray:

-"Viva la muerte",

que el general consumó vociferendo 3 veces "España" para que la concurrencia contestara: "Una", "Grande" y "Libre".


El aire se cortaba cuando Unamuno tomó la palabra.

- "Y yo, que soy vasco, llevo toda mi vida enseñandoos le lengua española que no sabéis".


Millán Astray volvió a gritar:

- "¡Muera la inteligencia! ¡Viva la muerte!".

Al general es que le ponía mucho que muriera alguien o algo.

Pero Unamuno volvió a replicar:

- "Venceréis, pero no convenceréis".


A estas alturas el obispo no sabía dónde meterse; la mujer de Franco, agarrada al brazo de Unamuno, tiraba de él para sacarlo de allí.
Y cientos de brazos fascistas se alzaban en aquel templo de la inteligencia.


Dos meses después, el 31 de diciembre, el escritor vasco murió en su arresto domiciliario, sin tiempo para ver cumplida su profecía.

Vencieron, pero no convencieron.
Aunque los falangistas se tomaron la libertad de llevar su féretro a hombros.


Ver para creer.


----------------

Bibliografía

Nieves Concostrina
• Audio de
En días como hoy. El texto transcrito es el narrado en el audio citado, obra de Nieves Concostrina.
Unamuno.
Millán Astray.

La subvención como método de subordinación intelectual

Morder la mano que te da de comer nunca ha sido una buena idea.
Porque puede ponerte a dieta, racionarte la cantidad o, a lo peor, retirarte el plato.

Son muy pocas las instituciones, fundaciones, empresas o grupos de comunicación que "regalan" sus recursos a cambio de nada. El subvencionado debe entregar algo a cambio: puede ser en forma de creación artística, literaria, cultural, científica, cinematográfica...
Este sería el justo intercambio.

Qué criterios se usen para seleccionar los candidatos a subvención depende de cada institución. Y, en general, no suelen estar muy claros por la cantidad de matices subjetivos que intervienen en la selección: de oportunidad, de moda, de renombre del candidato, del signo político imperante en el momento, de la repercusión mediática...

Pero hay un criterio oculto, inconfesable por ambas partes: el de la subordinación intelectual.

Dice el aforismo que "de bien nacido es ser agradecido".

Pero el agradecimiento nunca puede impedir la independencia de criterio y la libertad para discrepar. Y si esas independencias y criterios tienen consecuencias, es el momento de demostrar que era reales.

Tal y como están las cosas a día de hoy, la subvención se ha convertido en un método de subordinación intelectual. Cada día hay menos voces discordantes de la línea oficial entre los intelectuales. ¿Dónde se meten cuando hace falta su voz alternativa?
Pues parece que están ocultos bajo el cálido manto de la subvención.

Inteligente política la de acallar las críticas a base de "dar de comer" a los disidentes. Pero esto suena a soborno. Y en estos casos, tan culpable es el sobornador como el sobornado: el sobornador por coartar intencionadamente la libertad de creación y de opinión; el sobornado porque ha dejado que encuentren su precio.

Los intelectuales han desempeñado siempre esa doble función de servir al régimen y de combatirlo. Pero yo no veo, en este momento, más que a los primeros.

Todos parecen más precupados en cuidar de su cuenta corriente y en servir a su amo que en desenmascarar las incoherencias de una política cultural restrictiva, dadivosa y, con frecuencia, represora.
Y últimamente, para colmo, el fútbol es el rasero por el que se miden las aportaciones en los medios de comunicación.

Sé que soy injusto por generalizar. Pero es que la única crítica que encuentro es la que se produce en los blogs y algunas redes sociales.
Y me preocupa el silencio del resto.

Hablo de la actual situación española. No pretendo validez universal.

Hay algunas excepciones honrosísimas, que trataremos en otra ocasión para darles el protagonismo que merecen.


(La frase del título se la escuché a Giorgio Israel, historiador de la ciencia y catedrático de la universidad de Roma "la Sapienza". Y es la que inspira esta reflexión).

-------------
Bibliografía
Ministerio de la culpa.

jueves, 29 de octubre de 2009

"Zaragoza es la ciudad más aludida en el Quijote". Sin poner los pies en Zaragoza

Al final de la primera parte, Cervantes anuncia que en su próxima salida el Quijote viajará a Zaragoza.

La aparición de un Quijote apócrifo espoleó a Cervantes a escribir una segunda parte que, seguramente, no habría tenido tiempo de escribir, pues murió poco después de publicarla.

Un libro sobre la presencia de Zaragoza y Aragón en el Quijote se ha presentado estos días en Zaragoza


-----------------
Al final de la primera parte, Cervantes anuncia que en su próxima salida el Quijote viajará a Zaragoza.


Sin embargo, ya en la segunda parte, el
Caballero de la Triste Figura se entera de que han publicado un 'Quijote apócrifo' y que transcurre en buena parte en Zaragoza.

Visto el plagio, Cervantes decide no llevar al Quijote a Zaragoza.

Aún así "Aragón ocupa la cuarta parte del total del libro y más de 30 capítulos de la segunda entrega. No solo eso: Zaragoza es la ciudad más citada, aludida, de toda la novela."

Antonio Pérez Lasheras, profesor de la Universidad de Zaragoza, y reputado especialista en Historia de la Literatura en Aragón, actualiza e interpreta numerosas claves de la relación de Miguel de Cervantes (y en especial de su universal Don Quijote de la Mancha) con Aragón, desde una óptica de lucidez y rigor argumental, sin dejar de lado un importante cariz divulgativo.

Y lo ha hecho en un libro, Sin poner los pies en Zaragoza, en el que hace "un repaso de lo que representa Aragón en los tres Quijotes (la primera parte, 1605; la continuación firmada por Avellaneda, 1614, y la segunda parte cervantina, 1615), ya que se entrelazan en un diálogo especular".

"Se divide en tres partes: un estado de la cuestión de lo que supuso el cuarto centenario en Aragón; un análisis de las vinculaciones aragonesas de las novelas, con especial atención a la identificación cervantina del apócrifo como obra de un aragonés, y un estudio de la presencia del sintagma «montañas de Jaca» en el Quijote".


A veces, un plagio a tiempo, consigue una obra maestra.
Cervantes murió pocos meses después de publicar la segunda parte del Quijote.

De no haber sido por el apócrifo de Avellaneda, que circuló como auténtico durante algún tiempo y que gozó de bastante difusión, y de la motivación de Cervantes por "desfacer" ese entuerto, seguramente el Quijote sería una obra inacabada.
O simplemente hablaríamos de esa segunda parte que nunca se escribió.

El profesor Pérez Lasheras nos permite profundizar un poco más en una obra de la que parece que nada más se puede añadir pero que siempre deja matices por explorar.

----------------
Bibliografía
El Quijote apócrifo.
El Quijote de Avellaneda.
Zaragoza es la ciudad más aludida en el Quijote.
• Antonio Pérez Lasheras. Sin poner los pies en Zaragoza. Rolde; Cuadernos de Cultura Aragonesa. Zaragoza, 2009

La naturaleza y los griegos. Erwin Schrödinger

El siglo XX pasará a la historia como uno de los periodos en los que la humanidad habrá presenciado los cambios científicos más revolucionarios.

Erwing Schrödinger fue, junto a Einstein, uno de los primeros en contribuir a estos cambios.

Sin embargo, en 1948 impartió un curso en el que aconsejaba a sus discípulos que volvieran su atención hacia los pensadores de la Antigüedad, pese a todos los adelantos científicos que ya estaban disponibles.

Aquel curso, posteriormente, se convirtió en el libro La naturaleza y los griegos.

Su interés por los orígenes del pensamiento científico parte de la preocupación por conocer las causas intrínsecas del conflicto entre religión y ciencia, entre filosofía y física, conflicto que se ha ido agravando desde el renacer de la ciencia en el siglo XVII hasta nuestros días y que surge de una pregunta primordial, aún no resuelta: ¿de dónde vengo y adónde voy?

Pues, Schrödinger, sumergido por su propia actividad en la investigación de la naturaleza profunda de la realidad física, se propuso intentar descubrir cuál es el lugar de la humanidad en relación con esta «realidad» y averiguar cómo los grandes pensadores del pasado examinaron esta cuestión. ¿Quién mejor que él para guiarnos a nosotros en esta apasionante exploración de los orígenes, cuando filosofía y ciencia formaban parte de un único pensamiento?



Dice Lorenzo Hernández:
"La intención de Erwin Schrödinger en este libro es doble: por una parte, apunta hacia un fin científico, procurando acercar el concepto de orden termodinámico al de complejidad biológica, y, por otra, irrumpiendo de lleno en el campo de la filosofía, vuelve a levantar la cuestión del determinismo y el azar frente a conceptos como la libertad, la responsabilidad individual o la creatividad… Y todo ello lo expone con diáfana claridad, de modo que toda persona preparada, aunque no especializada, pueda captar perfectamente la esencia misma de sus investigaciones y de su pensamiento".


Y Víctor Gómez Pin, traductor de la obra de Schrödinger para la edición que hemos manejado, explica:
"No es en absoluto casual que la creencia en la indiferencia de la naturaleza por el hecho de ser conocida sorprendiera al hombre al que se hallan asociadas algunas de las fórmulas determinantes de la Mecánica Quántica, es decir, la disciplina que mostró la imposibilidad de disociar objetividad y conocimiento a la par que ponía en entredicho el consenso (mantenido desde Aristóteles a Einstein) sobre los rasgos mínimos a los que habría de responder algo que se presenta para ser considerado natural, para poder decir que es una entidad fìsica."


----------------
Bibliografía
3 joyas de Erwin Schrödinger.
Recensión del libro "La naturaleza y los griegos". (En catalán)
• Erwin Schrödinger; La naturaleza y los griegos. Tusquets, colección Metatemas nº 48, Barcelona 1997
Un sueño griego. Blog de Víctor Gómez Pin, traductor de la edición de Tusquets.

miércoles, 28 de octubre de 2009

Albert vs. Frank (Einstein)


















La publicidad y el márketing, a veces, traspasan los límites de la ética.

Pero otras veces exploran los terrenos del humor.

Y en esas ocasiones, la verdad, lo bordan.

Más Publicidad en DesEquiLIBROS

-------------------------
El anuncio completo, con su anunciante incluido, se insertó en las páginas de expansión el martes 27 de octubre de 2009.
Es el que está debajo de estas líneas.
.

martes, 27 de octubre de 2009

"Te condenamos a ti, Miguel Servet, a ser atado a una estaca y quemado con todos tus libros hasta reducirte a cenizas"






"Matar a un hombre no es defender una doctrina. Es matar a un hombre. No se prueba la fe quemando a un hombre, sino haciéndose quemar por ella".









El 27 de octubre de 1553 murió Miguel Servet en la hoguera, condenado por el gobierno Calvinista de Ginebra.
La condena se produjo en estos términos:

Contra Miguel Servet del Reino de Aragón, en España: Porque su libro llama a la Trinidad demonio y monstruo de tres cabezas; porque contraría a las Escrituras decir que Jesús Cristo es un hijo de David; y por decir que el bautismo de los pequeños infantes es una obra de la brujería, y por muchos otros puntos y artículos y execrables blasfemias con las que el libro está así dirigido contra Dios y la sagrada doctrina evangélica, para seducir y defraudar a los pobres ignorantes.
Por estas y otras razones te condenamos, M. Servet, a que te aten y lleven al lugar de Champel, que allí te sujeten a una estaca y te quemen vivo, junto a tu libro manuscrito e impreso, hasta que tu cuerpo quede reducido a cenizas, y así termines tus días para que quedes como ejemplo para otros que quieran cometer lo mismo.

Servet, aterrado, suplicó uan muerte menos feroz.
Ardió a fuego lento. (Calvino dijo luego haber intentado que lo decapitasen)


De entonces data una hermoasa frase de Sebastien Castellion sobre este episodio. Desengañado de Calvino -que lo llamó "intrumento escogido de satán"- escribió bajo pseudónimo “De haereticis”, que es el primer tratado conocido contra la persecución religiosa
.

Allí dice:


"Matar a un hombre -dijo sobre servet y Calvino- no es defender una doctrina. Es matar a un hombre (...) No se prueba la fe quemando a un hombre, sino haciéndose quemar por ella".



Independientemente de la importancia de sus descubrimientos fisiológicos o de su labor como polemista religioso, la figura de Miguel Servet se distingue como mártir de la libertad de pensamiento y de expresión de las ideas, cualesquiera que éstas fuesen, en abierto desafío a cualquiera que quisiese coartarla.



Bibliografía:
Miguel Servet en wikipedia
Miguel Serveto

Miguel Servet en la página de Villanueva de Sigena
• Guillermo Fatás. Editorial en
Heraldo de Aragón de 27 de octubre de 2009
Sebastian Castellion (1515-63), vehemente defensor de Miguel Serveto

viernes, 23 de octubre de 2009

"Tu amigo tiene un amigo, y el amigo de tu amigo tiene otro amigo; por consiguiente, sé discreto"

XXX cursó sus estudios preuniversitarios en el seminario.
Realmente no sé si porque iba para cura o porque le tocó en suerte ese centro escolar o porque la necesidad familiar le empujó a esa institución.
Finalmente no recibió la "llamada" y no se ordenó. A día de hoy lleva una "normal" vida de padre de familia, con varios hijos, trabajo estable y mujer también trabajadora.
Pero varios de sus compañeros de estudios sí que cumplieron todos los trámites para alcanzar el sacramento de la orden sacerdotal.

YYY era un voluntarioso recién ordenado sacerdote.
Como todos al acceder al primer trabajo, se encontraba nervioso ante algunos de los desafíos del puesto. En concreto, le imponía mucho respeto el tema de la confesión. No es de extrañar; allí van a desahogarse las almas atormentadas y a buscar consuelo y perdón. Y, como interlocutor dotado de no pequeñas prebendas, es responsabilidad del cura escuchar con atención, juzgar con equidad e impartir justicia en forma de penitencia.

ZZZ vivía sus útimas semanas con cierto desasosiego a causa de un asunto de faldas, las suyas, que la habían conducido a la comisión del mayor delito que en el seno de otro sacramento, el matrimonio, comerterse pueda: le había sido infiel, de pensamiento y obra, a su marido. Pensó en hablar con alguien, en buscar consuelo espiritual en alguien en quien pudiera confiar inequívocamente. Recordó una vieja amistad, cuya ocupación actual era perfecta para sus aspiraciones de discreción.

----------------

Por uno de esos avatares de proporciones cósmicas que se producen con cierta frecuecia, XXX, YYY y ZZZ coincidieron en el mismo evento social.

Tendré que explicar, llegados a este punto, que XXX e YYY fueron compañeros de clase en sus tiempos de estudio en el seminario.
Y que YYY era esa vieja amistad en el que ZZZ confió su pecado, creyéndolo a salvo de oídos indiscretos, en busca de calma espiritual.
XXX y ZZZ se conocieron en la universidad. Y aunque se relación se había enfriado al terminar la carrera, seguían manteniendo una relación fluida.

El evento social era de esos en los que la gente se sienta en mesas grandes, agrupados por afinidades sociales o familiares, para degustar una copiosa pitanza.

XXX e YYY, en virtud de su vieja amistad, fueron acomodados en la misma mesa.
Durante la velada charlaron de mil cosas. Pero llegados al terreno de lo divino y lo humano, XXX se interesó por el desempeño de YYY en su nuevo puesto y le pidió que les contara alguna jugosa anécdota.
Receloso al principio, pero a cubierto bajo el palio de "se dice el pecado pero no el pecador", relató cómo, para agravar su estado de ansiedad por la responsabilidad de la misión, su primera confesión resultó ser el adulterio cometido por una vieja amiga.

La velada continuó su curso entre platos abundantes y copas rebosantes.

Unas mesas más allá se encontraba ZZZ, con su pareja. En un momento dado, cuando la etiqueta se relaja, los caballeros se empiezan a quitar la chaquetas y a aflojar las corbatas, se encienden los puros y se va de mesa en mesa saludando viejos conocidos, ZZZ se acercó a la mesa de XXX (e YYY).
Besos, saludos efusivos, risas...
Ante a mirada educadamente atenta de todos, XXX consideró educado presentar a ZZZ a sus compañeros de mesa.
- Este es YYY, el cura del grupo...
- Ya nos conocemos. Tuve la suerte de ser la primera persona que se confesó con él recién ordenado, ¿verdad ZZZ?


Fundido en negro.

----------------
La frase del título la citó Fernando en twitter.
Entonces le prometí una anécdota "edificante" al respecto. Ésta era, que, además de ser verídica, es cierta.
Supongo que sabréis disculpar las licencias literarias necesarias para la correcta exposición de la enécdota.

jueves, 22 de octubre de 2009

Esclavos 2.0
























Ayer hablábamos de la huella de los exploratores y de los explotadores en África.

Y de cómo la esclavitud fue (y seguramente sigue siendo) la mayor lacra de la intervención europea en el continente negro.

Pues aquí tenemos la esclavitud revisitada, en su versión 2.0: la que nos hemos autoimpuesto.

------------------------
La viñeta es de eneko

miércoles, 21 de octubre de 2009

África: la memoria de los exploradores; la huella de los explotadores.

Este año se cumple el centenario de la muerte de Leopoldo II de Bélgica.

Ni en aquel país ni el el Congo, que fue propiedad privada suya, rendirán honores a este personaje que encarna el lado más cruel de la colonización europea en África.

Se calcula que durante su dominio en aquellas tierras fueron exterminados 10 millones de nativos, a los que usó como esclavos para amasar una enorme fortuna personal.
La llegada del hombre blanco a África, adornada con un halo de aventura, consumó también la explotación y el saqueo.


1795.


Un médico escoces, Mungo Park, es enviado por la Asociación Africana, la futura Sociedad Geográfica de Londres, a explorar el curso del río Níger en África ecuatorial.

“Su viaje recuerda mucho a
Naufragios de Cabeza de Vaca. Es decir, es un explorador pobre, tiene que vender incluso sus propios botones para poder sobrevivir, y que curiosamente, tiene una visión positiva de aquello que ve”.

“Hace algo que ningún explorador hará posteriormente, que es comparar las campiñas del subsáhara occidental, de la actual Mali, con el paisaje agrario inglés. Esto es irrepetible. ¿Qué es lo que está diciendo? Que son sociedades bien administradas, son sociedades ricas. En su caso, no es un prospector colonial.”

Albert Roca. Atropólogo de la Universidad de Lleida.


1840.

David Livingstone, médico y misionero, llega al África austral con 27 años, comisionado por la Sociedad de Misiones de Londres.

No le mueve ya solo la curiosidad científica.



“No convirtió prácticamente a nadie, salvó a muy poca gente. Porque no tenían, ni él ni la medicina occidental en ese momento, una capacidad de intervención excesiva. Y sin embargo es muy famoso como explorador. Y no solamente como explorador sino como humanista.”


“¿Qué es lo que hizo Livingstone? No solamente exploró sino que reclamó por primera vez la intervención en África.

Dijo: en África hay un gran problema, el esclavismo, y este problema no lo pueden solucionar las sociedades africanas; tienen que intervenir las potencias.”


Albert Roca. Atropólogo de la Universidad de Lleida.


"en África hay un gran problema,
el esclavismo, y este problema
no lo pueden solucionar las sociedades africanas;
tienen que intervenir las potencias
"


1870.

La pasión por el conocimiento como motor de la aventura empieza a ser desplazada por otros intereses.
Ya son notorios en las expediciones protagonizadas por el periodista norteamericano Henry Morton Stanley.



“Si Livingstone viajaba solo, si Mungo Park también viajaba solo, Stanley viajaba con un ejército de 700 personas, armado, y, además de buscar a Livingstone, se dedicó a establecer pactos, no tanto de ocupación como de vasallaje y de exclusividad en las relaciones económicas en nombre del Rey Leopoldo de Bélgica.”

“Es un cambio importante. De alguna forma ejemplifica qué es lo que está pasando en el siglo XIX. La actividad de Stanley desmiente la curiosidad de Mungo Park o el humanismo de Livingstone como primer motor de la incidencia occidental en África".

Albert Roca. Atropólogo de la Universidad de Lleida.


“Stanley, efectivamente, dibujó el mapa de África con la sangre de los pueblos del Congo que, desgraciadamente para ellos, salían a su paso.”


“En el Congo Belga, el actual Zaire, que es el territorio más grande del África Negra, el corazón de las tinieblas, Stanley es conocido con el pseudónimo de Bula Matari, “el rompedor de rocas”, porque introduce la dinamita, la capacidad de destrucción, la metralleta Maxim, regalo de un comeciante para ver cómo funciona y a ver cuántos se puede matar al minuto, y él trajo unos informes al respecto…”


Ramón Giménez, periodista, escritor, miembro de la Sociedad Geográfica Española.


“Esos famosos exploradores iban por cuenta y a beneficio de los empresarios que necesitaban algodón, lana, hierro, minerales, y luego petróleo. Es así.
Fueron depredarores que tomaron aquello como un lugar de conquista. Y de esto tienen que rendir cuentas a la historia.”


"Fueron depredarores
que tomaron aquello
como un lugar de conquista.
Y de esto tienen que rendir cuentas a la historia"



“¿Quiénes somos nosotros para imponer en ningún país un sistema de convivencia, en nombre de una hipotética superioridad que hay que demostrar?
Es inconcebible.

Los africanos, ni los masai, ni los kikuyu, las grandes etnias de Kenia, no podían ser dueños de las tierras".


"Como le dijo Jomo Kenyatta al Gobernador General Inglés:
- Cuando ustedes llegaron traían la Biblia y nosotros teníamos las tierras. Ahora ustedes tienen todas las tierras y nos ha dejado la Biblia.”


José Carlos García Fajardo. Profesor de Historia del Pensamiento. Universidad Complutense de Madrid.


"Cuando ustedes llegaron
traían la Biblia
y nosotros teníamos las tierras.
Ahora ustedes tienen todas las tierras
y nos ha dejado la Biblia
"


Al principio fue tal vez la curiosidad, un impulso a caballo entre la ciencia y la aventura, la obsesión por llenar los últimos huecos en blanco en quellas tierras ignotas del mapamundi.

De repente África, que “solo” había llamado la atención de Europa como vivero de esclavos, se convierte para occidente en un nuevo eldorado, un botín a conquistar.
El camino está lleno de promesas de tesoros para los exploradores.


“En el fondo la exploración estaría destinada a ir preparando la posesión, la ocupación de esos territorios, según avanzamos en el siglo XIX…”

“Poco a poco se va tejiendo una red de itinerarios en el continente africano que van a ir convergiendo para ir preparando esa ocupación.
Y lo que aún se recuerda en las películas, los sueños, narraciones, como una serie de aventras, tendrá consecuencias dramáticas, todavía no reparadas, para todo un continente.”

Luis Beltrán. Profesor de sociología. Univesidad de Alcalá de Henares.



“Siempre hay un deseo de conocer cosas nuevas, de ver mundos diferentes (…) Como en todas las cosas siempre hay unos pioneros, unos locos que se lanzan a la utopía”

“Los exploradores, los aventureros, provocan a otros aventureros. Si no empieza uno nadie se va… esa es la estela que se va dejando. Los exporadores dan paso a los explotadores.
Los misioneros dan paso a otros misioneros a los que también muchas veces siguen otros explotadores.
La religión, por desgracia, ha abierto caminos por los que luego ha transitado el demonio”.

Alberto Vázquez Figueroa. Viajero. Escritor.


"La religión, por desgracia,
ha abierto caminos
por los que luego
ha transitado el demonio”




“Los europeos de limitaban a establecer en las bocas de los grandes ríos navegables factorías, para intercambiar productos.”

“Entonces la teoría en boga era lo que se llamaba “imperialismo informal”, el imperialimo de libre comercio; es decir, no interesaba tanto la conquista del territorio como la posibilidad de comerciar.”


Hasta 1790, la presencia europea en África es inapreciable: apenas 25 000 colonos. La relación con el territorio y sus habitantes se limita a la explotación de un recurso económico: la trata.


“La trata no significa que los europeos se adentren en el territorio a la caza de esclavos. La trata significa fundamentalmente que los europeos compran a las sociedades africanas o a jefes africanos los esclavos.


"Este “imperialismo informal”, comercial, no lleva a un mayor conocimiento de la realidad africana.
Lo que sí lleva es a una banalización de la violencia en África y a una crispación que va a llevar a la destrucción de formas políticas africanas existentes. Va a llevar a una militarización y a una crispación que va a perdurar durante siglos”.


"El imperialismo informal, comercial,
no lleva a un mayor conocimiento
de la realidad africana.

Lleva a una banalización
de la violencia en África"



La trata de esclavos, uno de los episodios más vergonzantes de la historia de la humanidad, monopoliza durante más de tres siglos el interés europeo por el continente negro. Solo en el XIX empiezan a cambiar las percepciones, por razones culturales, como el auge de los movimientos antiesclavistas, y razones económicas.

“Estamos en Europa en plena revolución industrial y se necesitan una serie de productos, no ya esclavos...

Por ejemplo: se necesita el cacao, un alimento de alto poder energético para los obreros de las grandes fábricas; se necesita el aceite de palma, el famoso “palm olive” para proporcionar elementos de limpieza; el caucho… luego en la conquista hay una lógica comercial, una lógica del beneficio.
Incluso se podría decir que los europeos esperaban obtener de África mucho más beneficio del que en realidad sacaron.”


Francisco Javier Peñas. Profesor de Relaciones Internacionales. Grupo de Estudios Africanos. Universidad Autónoma de Madrid.


Pero junto a esas intenciones, otros impulsos atávicos permiten aceperar el proceso.


Opera como factor de penetración en las tierras incógnitas la vocación misionera. La “salvación” de pueblos que Kipling define como “mitad demonios, mitad chiquillos, criaturas inferiores”. Es la doctrina de la pesada carga del hombre blanco.


Otro factor de penetración es la vocación misionera.
La “salvación” de pueblos que Kipling define como
“mitad demonios, mitad chiquillos, criaturas inferiores”.



-------------------------
Hasta aquí la transcripción de los primeros 13 minutos y 5 segundos del programa de Radio Nacional de España, "Exploradores y Explotadores europeos en África", de Documentos RNE, emitido el día 9 de abril de 2009, que habla del lado más cruel de la colonización europea en el continente africano.

Los entrecomillados son las palabras textuales de los expertos que intervienen en el programa y cuyos nombres figuran al final de sus respectivas intervenciones.

Los párrafos sin entrecomillar pertenecen al guión del programa leído por el narrador.

Os dejo enlazado el podcast por si os ha interesado el tema y decidís escuchar el resto.

-------------------
Bibliografía
-
Exploradores y explotadores europeos en África, Documentos RNE.

- Alvar Nuñez, Cabeza de Vaca; Naufragios.

- Dr Linvingstone, Supongo en Otro blog sin sentido.

martes, 20 de octubre de 2009

Mensaje para legisladores, docentes y padres

"GRACIAS me avia albidado. Una cosa cuando me reguistre me ahvias dado la wep me la podriais bolver a dar es que la pedi todo i a ora cuando pongo la contra i el correo no pudo citar a nadie ni poner imagenes ni nada".


El párrafo anterior es real.

Lo envía un usuario de una web para agradecer la recuperación de su contraseña, que, al parecer, había olvidado.


Cuando leo y oigo a la gente decir que la ortografía y el lenguaje son materias vivas que deben adaptarse a los tiempos que corren, no puedo evitar pensar que se refieren a "estos" tiempos.

Y me recorre un escalofrío al pensar que, seguramente, los que tan vehementemente defienden esa adaptación son "estos" usuarios.

Ni comas, ni acentos, ortografía delirante, sintaxis inexplicable y semántica críptica.

Y el asunto se complica porque, según mi propia deduccción, el texto tiene tantos errores gramaticales y ortográficos, entre otros aspectos de mayor calado, porque el usuario es de origen catalán (al menos así parece indicarlo su nombre) y su lengua materna el catalán. De ahí que escriba en castellano con algunas de las características propias de aquella lengua.

Y esto, lejos de ser un consuelo, debe ser materia de reflexión porque el supuesto bilingüismo no es tal, ni de lejos.

Desconozco la edad del usuario, su nivel de estudios, su calidad como estudiante, ... pero su forma de redactar y de dirigirse a un tercero hablan por sí solas.

Legisladores, docentes y padres deberían parar un instante a profundizar en la realidad que se esconde detrás de ese párrafo. Porque ellos, y no la administración de un sitio web, son los verdaderos destinatarios del mensaje.


















---------
La imagen está sacada de La corbata de la hormiga.

Ortografía en DesEquiLIBROS.

lunes, 19 de octubre de 2009

Día del troll. Propuesta de solución al problema



.

- Lo de dar guatazos es un esquema muy sintético que conviene utilizar poco... y utilizarlo bien.
Casi en plan poético, diría yo...¡guas-guas! ... como algo prodigioso...
¿Tú me entiendes?

- Sí hombre, claro... no te voy a entender


-----
La escena pertene a la película "Amanece que no es poco" de José Luis Cuerda (1989)

Con (sin) su permiso hemos extraído este fragmento para ilustrar el tema de hoy, 19 de octubre, nombrado día del troll. Va por ellos.

sábado, 17 de octubre de 2009

89 años de Miguel Delibes
















"La obra narrativa y periodística de Miguel Delibes está sin duda marcada por su biografía tanto como por sus atributos ideológicos y sus compromisos morales. Podría decirse que el autor concibe la escritura como la práctica de un humanismo muy arraigado en las virtudes de la tierra, respetuoso con la tradición popular, atento al precario equilibrio del medio y al cuidado de la naturaleza.

Lo que algunos designan como su casticismo no es trivial ni se detiene en detalles folclóricos, ya que acaba siendo una crítica del progreso desordenado y una defensa de la justicia social."


Información sobre Miguel Delibes:

• Portal sobre
Delibes en el Norte de Castilla;
Delibes en Centro Virtual Cervantes;
Delibes en Wikipedia;
Delibes, el cazador de letras;
Delibes en El poder de la palabra.
Foto: Carlos Miralles. Fuente: El Mundo

viernes, 16 de octubre de 2009

"El viejo idiota". José de Echegaray versus Valle Inclán

Al parecer, Valle Inclán no soportaba a su contemporáneo José de Echegaray.

Echegaray recibió el Nobel de Lieratura en 1904 y como homenaje le pusieron su nombre a una calle de Madrid, donde, casualmente, vivía un amigo de Valle Inclán.

Se conoce que, cuando D. Ramón María le enviaba una carta a su amigo, no ponía en la dirección "Calle de José Echegaray", sino "Calle del viejo imbécil".
Los carteros entendían la broma y, cómplices, igualmente llevaban la carta a su destino.

No sé si es apócrifa o no, (porque más adelante verán otra versión del mismo suceso) pero la anécdota nos sirve para introducirles a la figura de Echegaray, considerado un pésimo dramaturgo, pero que según nos dejó dicho el indiscutible matemático de nuestro siglo, don Julio Rey Pastor: "Para la matemática española el siglo XIX comienza en 1865, y comienza con Echegaray.

A Valle ya se le considera inequívocamente y con justicia una de las figuras más influyentes de la literatura española del siglo XX y, acaso, de toda la literatura en castellano. Por eso lo utilizamos únicamente como pretexto.


Fue José de Echegaray un hombre polifacético.
Ingeniero de Caminos, matemático, dramaturgo, político... con excelentes resultados en todas las áreas en las que se involucró. Obtuvo el
Premio Nobel de Literatura en 1904, (en
los albores del premio y se trataba, más bien, "de un premio destinado a honrar toda una vida dedicada al cultivo de las letras") y desarrolló varios proyectos en ejercicio de las carteras ministeriales de Hacienda y Fomento.
Realizó importantes aportaciones a las matemáticas y a la física. Introdujo en España la geometría de Chasles, la teoría de Galois, las funciones elípticas.

Está considerado como el más grande matemático español del siglo XIX. Julio Rey Pastor afirmaba:

Para la matemática española, el siglo XIX comienza en 1865 y comienza con Echegaray.

Y es que, aunque "desde 1874 había estrenado con éxito decenas de obras en prosa y en verso, su producción teatral había recibido críticas severas de autores tan solventes como Clarín o la Pardo Bazán", seguramente su figura no debe ser medida tanto por su aportación literaria sino por su aportación científica.
Algunas de sus obras dan idea del calado de su aportación:

  • Cálculo de variaciones (1858), que era casi desconocido en España.
  • Problemas de geometría plana (1865).
  • Problemas de geometría analítica (1865), calificada de obra maestra por Zoel García de Galdeano.
  • Teorías modernas de la física (1867).
  • Introducción a la geometría superior (1867), exponiendo la geometría de Chasles.
  • Memoria sobre la teoría de los determinantes (1868), primera obra en España sobre el tema.
  • Tratado elemental de termodinámica (1868), breve ensayo sobre una ciencia que estaba naciendo entonces.
Su actividad continuó hasta su muerte. En la etapa final de su vida escribió numerosos tomos de Física matemática. Con 83 años comentaba:
No puedo morirme, porque si he de escribir mi Enciclopedia elemental de Física matemática, necesito por lo menos 25 años.

En 1874 comienza su producción como dramaturgo, que le llevó a estrenar más de 60 obras de teatro, y le valió la entrada en la Real Academia de la Lengua y ocupar el sillón "e" minúscula. Algunas de esas obras triunfaron en el extranjero y gozó de la admiración de autores como Pirandello o Shaw.

Fue el primer Presidente de la Sociedad Española de Física y Química, creada en 1903; catedrático de Física matemática de la Universidad Central (1905); presidente de la sección de Matemáticas de la Asociación Española para el Progreso de las Ciencias (1908); y primer Presidente de la Sociedad Matemática Española (1911). En 1907, a propuesta de Ramón y Cajal, la Academia de Ciencias creó la Medalla Echegaray y se le concedió a José Echegaray la primera de ellas.

En la Escuela de Ingenieros de Caminos dio clases de matemáticas, estereotomía, hidráulica, geometría descriptiva, cálculo diferencial y física.

Estarán de acuerdo en que no parece éste el perfil de un escritor, sino el de un científico.
Nadie le consideraba un genio de la literatura, ni por supuesto él mismo, que siempre mantuvo una actitud de distanciamiento crítico hacia sus obras dramáticas.

Visto lo visto... ¿por qué el Nobel de Literatura?

Probablemente debió influir el hecho de que en abril de 1895 se estrenara con enorme éxito en el Teatro Real de Estocolmo una versión sueca del dramón de don José, O locura o santidad. Y sin duda influyó el dato de que la comunidad científica europea, el único nombre español que alcanzaba a pronunciar con respeto era el suyo.
Pero ese respeto generalizado por la personalidad científica y pública de Echegaray se tornó, al recibir el premio Nobel, en inquina manifiesta hacia su obra dramática por parte de los jóvenes escritores que hoy llamamos de la "generación del 98".

Y desde aquí saltamos a Valle Inclán.

Cuenta Andrés Trapiello en su obra Los nietos del Cid (1997): "Valle Inclán, que fue uno de los muchos españoles dotados con el don del insulto, lo llamó 'el viejo idiota'.

El insulto prosperó. Pero esos años después de que le fuese concedido el Premio Nobel, se dijo que Valle Inclán, sólo por comprobar su acierto, le había dirigido una carta con tal anotación en el sobrescrito: 'el viejo idiota', y que la carta había llegado".

"Azorín, Baroja, Unamuno, los Machado, Rubén Darío, Maeztu y Valle Inclán, entre otros, firmaron un manifiesto acusándole de representar a una España "corroída por los prejuicios y la superchería". Esta acusación resulta sorprendente hacia aquél que el 11 de marzo de 1866, en su discurso de ingreso en la Real Academia de Ciencias, tras hacer un maravilloso recorrido por el mundo matemático a través de los siglos, se quejaba de no encontrar en toda la historia de la ciencia matemática "nombre alguno que labios castellanos puedan pronunciar sin esfuerzo".


Dudo que los escritores del 98 conocieran este discurso de Echegaray, dudo que supieran la importancia científica de su viejo idiota aquellos sobre los que Ricardo Baroja escribió: "Noté en el Café de Madrid que el tema favorito de las conversaciones era literario. Alguna vez se habló de pintura y de escultura, jamás de música ni de nada científico. Me extrañó que no todos, pero sí la mayoría de los principiantes literarios, fueran incapaces de multiplicar un número de dos cifras por otro de dos" (Ricardo Baroja, Gente de la generación del 98).

No es pues de extrañar que no se dieran cuenta de la importancia matemática de Don José, y que con su crítica destructiva demolieran la imagen del que fue el mejor matemático del siglo XIX. Lo que resulta extraño es el poder destructivo de estos magníficos literatos, que ha hecho que, un siglo después, Echegaray sea considerado un pésimo dramaturgo y casi nadie sepa que según nos dejó dicho el indiscutible matemático de nuestro siglo, don Julio Rey Pastor: "Para la matemática española el siglo XIX comienza en 1865, y comienza con Echegaray"


-------------
Bibliografía
- Retrato de José Echegaray.
- José de Echagaray en Wikipedia.
- Fernández Zaurín, Luis: De cuando Vargas Llosa noqueó a Gabo. Y otras 299 anécdotas literarias. Editorial Styria, Barcelona 2009.

jueves, 15 de octubre de 2009

Nuestros alevines enganchados al Tuenti y Facebook deberían ser más conscientes de todo esto

«Sólo la escuela salva a muchas niñas del matrimonio infantil»

Coruñesa de 47 años, Paradela lleva años volcada en la labor de campo para erradicar la ignorancia y la pobreza en zonas maltratadas del planeta. Es periodista y ha trabajado en Sudán, Irak, Sri Lanka y ahora en Pakistán para Unicef.

Sin voz y «sin edad». Muchas crías paquistaníes ni siquiera saben cuándo nacieron porque no figuran en registro alguno, pero sí tienen cierteza de que las casarán al llegar a la pubertad. Paradela lucha por sus derechos.


"...Yo me encuentro con muchas mujeres y niñas que no saben su edad. ¡Empezamos por ahí, por el hecho de que «no existen»! Las aproximaciones más fiables indicarían que hasta un tercio de las mujeres paquistaníes han sido casadas antes de los dieciocho años.!

" No tiene nada que ver con el islam, porque esto también se da en la India, e incluso dentro de Pakistán en comunidades que tienen otras religiones, como los hindúes. Las niñas que lo sufren vienen de familias prácticamente analfabetas en las que la tradición dice que conviene entregarlas en matrimonio a partir de su pubertad. Son sociedades en las que el honor se deposita en las mujeres y las niñas, y se interpreta que si una muchacha púber ya está casada queda «a salvo». En muchos casos las casan inmediatamente después de la primera regla.!

"El mundo globalizado no llega a algunas zonas de Pakistán, donde sólo el siete por ciento de las mujeres sabe escribir. Si en una casa hay una radio, el hombre guarda las pilas y únicamente se escucha cuando él la escucha. Es verdad que cuando yo visito una casa y me siento con las mujeres y las niñas mi llegada es una fiesta y quieren saber cómo vive la gente en mi país. Así que tratas de canalizar el enorme potencial de comprobar que las madres quieren algo mejor para sus hijas. Pero la familia es muchas veces el único punto de referencia de esas mujeres y la «rebelión» no es tan fácil. "

"Otra cara de todo este horror son los mal llamados «crímenes de honor». Aquí, si un hombre ve que su sobrina mira por la ventana cuando pasa un vecino, la mata impunemente. Y la sociedad tiende a decir «¡ah, eso son cosas entre familia!» y se lava las manos. Por eso en Unicef nuestro mayor esfuerzo se centra en que las niñas estén escolarizadas. En Pakistán, por cada tres colegios para niños de primaria sólo hay uno de niñas. ¡E imagínate cómo se traduce eso en secundaria! Luchamos por crear nuevas escuelas porque cuando las chicas estudian, además del beneficio que ello les reporta, están más a salvo del matrimonio infantil. Además, esas mujeres pueden llegar a ser la próxima maestra, médica o ginecóloga del poblado."

-Nuestros alevines enganchados al Tuenti y Facebook deberían ser más conscientes de todo esto.
-De países como Pakistán sólo llegan noticias de grandes atentados y no de la situación que sufren muchos niños. Pero no sólo los críos occidentales de esta era tecnológica lo desconocen, a los adultos también les choca cuando yo les cuento que uno de cada diez niños en Pakistán muere antes de cumplir los cinco años.

-----------------

Antonia Paradela

Portavoz de Unicef en Pakistán, entrevistada por Blanca Torquemada en ABC


El demonio de las erratas

Una mañana, hace ya demasiado tiempo, los lectores del periódico más beato de Córdoba se desayunaron con un titular a toda plana que atragantó el café a más de uno. La víspera se habían celebrado con gran afluencia de público los fastos de la Purísima Concepción. Bastó una travesura, una juguetona t que acudió donde no debía, para que despidieran sin posibilidad de readmisión al corrector y a un alto cargo del periódico.

Y es que las erratas son viejas conocidas de literatos e impresores. Los correctores puntillosos distinguen entre erratas si son de infantería, gazapos cuando abruman el texto, moscas si cubren abundantes la superficie de la página, y lapsus cálami, que nacen por un error del que escribe. Luis Cernuda decía de ellas que eran la caries de los renglones. Alfonso Reyes las llamó
"lepra connatural del plomo". Para José Martínez de Sousa son, simplemente, heridas en el texto.

De esas heridas da fe un periodista que escribió una loa a la hija del dueño de su periódico. Terminaba así: "Basta escribir su nombre, Mercedes, para que se sienta orgullosa la tinta". Por desgracia, apareció tonta en vez de tinta,
y el autor fue recompensado con el despido y dos sopapos de manos del ingrato padre.

O como le ocurrió a un famoso crítico literario, cuando dedicó su último libro
"A la Condesa de X, cuyo exquisito gusto conocemos bien todos sus amigos". Descubrió demasiado tarde que en vez de gusto aparecía escrito busto, brotando como un deseo reprimido.

El azar no es capaz de explicar ciertos gazapos especialmente resistentes a pruebas y revisiones. Hay erratas poderosas, invencibles, como la que afligió a un pobre plumilla que escribió acerca de una encopetada dama. Reclamaba al ministro una merecida recompensa por sus “infinitos servicios”, pero el demonio de la imprenta –pues de él hablamos– hizo poner "ínfimos". Nuestro protagonista se apresuró a corregir el error, pero la errata mutó incansable, y apareció "infames" al día siguiente. Desesperado, nuestro héroe volvió a corregir la dichosa palabra, sólo para comprobar una vez más que la dama bien merecía un premio del ministro por sus "íntimos servicios".

Pero no debes pensar, travieso lector, que los gazapos son cosa propia de periódicos y revistas. También los poetas han sufrido sus pullas, como aquel que en un verso dedicado a su mujer dejó escrito y bien escrito:

Y Mariuca se duerme,
y yo me voy de putillas.

De nada sirvíó explicar a la tal Mariuca que todo eran juegos de un errático diablillo.

Blasco Ibáñez tuvo su ración cuando su novela Arroz y tartana alojó la siguiente perla: "Aquella mañana, Doña Manuela se levantó con el coño fruncido". El novelista también debió arrugar el suyo al leer la frase de marras. Incluso Alejandro Dumas tuvo que resignarse, cuando La dama de las camelias se transformó en La dama de las camellas.

La simple casualidad no basta para explicar las erratas. Los monjes medievales achacaban las suyas a Titivilo, un demonio menor atento a cotillear los parloteos ociosos de los escribas y a llevar puntillosa cuenta de todos sus pecados para contarlos más tarde a Lucifer. Con el tiempo, el travieso diablo dedicó sus largas veladas en el scriptorium a trastocar letras y cambiar frases. Una de sus mayores hazañas fue asesinar al papa Clemente XI, que murió del berrinche provocado por leer una errata especialmente gorda en un libro con sus homilías. Sin embargo, Titivillo se siente especialmente orgulloso de las que ha conseguido deslizar en la Biblia.

En la llamada
"Biblia del pecado" de 1716, hizo decir a Jesús: “vete y peca más”. Pero la favorita de nuestro demonio es la que obligó a Moisés a bajar del Sinaí luciendo un par de cuernos, en lugar de un rostro resplandeciente. Una mala traducción de San Jerónimo bastó para obrar el milagro. Errata mágica, por encima incluso de la aparecida en el Journal de l'Empire, que provocó la invasión de Rusia por Napoleón. La frase "Uno de los emperadores dominará Europa", en lugar de "La unión de los emperadores dominará Europa", cambió la historia de mundo.

A veces Titivilo sugiere erratas que mejoran versos y novelas, como cuando escribió "mar adentro de tu frente" en vez de "más adentro de tu frente" en un poema de Alfonso Reyes. Son felices ocurrencias de un demonio que a fuerza de relacionarse con escritores, ha desarrollado también un alma de autor.


Puedes leer más sobre este asunto aquí, aquí, aquí, aquí y aquí
----------------------
El artículo original es de Libros Malditos, y no me resisto a reproducirlo aquí.
Las imágenes han quedado allí para aligerar un poco el apunte.

miércoles, 14 de octubre de 2009

martes, 13 de octubre de 2009

"Las tildes solo molestan a quienes no saben dónde ponerlas"

La ortografía es fácil, aunque haya muchos que crean lo contrario.
En otras ocasiones hemos dado cuenta de propuestas de reforma, adaptación, supresión... o hemos reivindicado su correcto uso.
Véase la etiqueta ortografía de este mismo blog.
Uno de los apartados que más problemas suele causar es el tema de la acentuación, pero lo cierto es que todo se resume a tres normas básicas que sirven para solucionar la mayor parte de las dudas.

Vayamos por partes, con ayuda de la RAE:

Reglas generales de acentuación:
Según el lugar que ocupe la sílaba tónica, se pueden distinguir cuatro clases de palabras:
a) Palabras
agudas son las polisílabas cuya última sílaba es tónica. Ejemplos: reloj, balón, cantáis, catedral, París.
b) Palabras
llanas o graves son aquellas cuya penúltima sílaba es tónica. Ejemplos: césped, cabello, estepa, sortijas, inútil.
c) Palabras
esdrújulas son aquellas cuya antepenúltima sílaba es tónica. Ejemplos: sábado, helicóptero, cuídate, rápido, esdrújula.
d) Palabras
sobresdrújulas son aquellas en las que es tónica alguna de las sílabas anteriores a la antepenúltima. Ejemplos: dígamelo, cómetelo, llévesemela.

(Las palabras agudas, llanas o graves, esdrújulas y sobresdrújulas son llamadas también, entre fonetistas, oxítonas, paroxítonas, proparoxítonas y superproparoxítonas, respectivamente.)


Pues bien. Vean qué fácil es:

• Las palabras
agudas llevan tilde en la sílaba tónica cuando terminan en vocal, -n o -s . Ejemplos: consomé, está, alhelí, además.
Sin embargo, cuando la palabra aguda termina en -s precedida por otra consonante, no lleva acento gráfico. Ejemplos: robots, tictacs.
Las palabras agudas terminadas en y no llevan tilde. Ejemplos: virrey, paipay, convoy.

• Las palabras
llanas llevan acento gráfico en la sílaba tónica cuando terminan en consonante que no sea -n o -s. Ejemplos: ágil, árbol, álbum, Héctor.
No obstante, cuando la palabra llana termina en -s precedida de consonante, sí lleva tilde. Ejemplos: bíceps, fórceps, cómics.
Las palabras llanas terminadas en y deben llevar tilde. Ejemplos: póney, yóquey.

• Las palabras
esdrújulas y sobresdrújulas siempre llevan tilde en la sílaba tónica. Ejemplos: indígena, teléfono, súbito, gánatela.


No les voy a engañar. El tema de los diptongos, triptongos, hiatos es un poco más delicado; pero también es minoritario y suele gozar de generalizada comprensión en caso de infracción.

En cambio, el tema de los monosílabos (que, por regla general, no llevan tilde) y la tilde diacrítica (aquella que permite distinguir, por lo general, palabras pertenecientes a diferentes categorías gramaticales, que tienen, sin embargo, idéntica forma) son asuntos de sentido común, eso sí, una vez conocida la norma.

Para los demostrativos, interrogativos y exclamativos basta con haber atendido en clase el día que lo explicaron.

La acentuación de las palabras compuestas, los adverbios en -mente, las formas verbales con pronombres enclíticos, las expresiones latinas... no son sino aplicaciones derivadas de las normas anteriores.

Les recomiendo la descarga y consulta de la Ortografía de la RAE, que está disponible en el enlace que cierra este apunte.

Por último:
Las mayúsculas llevan tilde si les corresponde según las reglas dadas. La Academia NUNCA ha establecido una norma en sentido contrario.

-------------
El autor de la frase es Pablo Zulaica en facebook
Ortografía de la RAE

sábado, 10 de octubre de 2009

Burka intelectual

Cuando nadie habla de, ni defiende a, los menos favorecidos ni de las nobles ideas, nos rasgamos las ventiduras porque alguien debería hacer algo.

Cuando aparece alguien que se decide a hacer algo, suspiramos complacidos con la conciencia tranquila porque, parece que, alguien hace algo.

Cuando, al fin, alguien decide premiar ese esfuerzo, aparecen los detractores que nunca movieron un dedo y únicamente suspiraron para decir que el premio es inmerecido o que se lo dieron a un don nadie.

Las críticas que he tenido que oir y leer acerca de los Nobel de Literatura y de la Paz de este año me han dejado estupefacto: chistes, bromas, ignorancia, protestas airadas, acusaciones de corte neofascista, estupideces autocomplacientes y gruesas condenas de combatientes de salón. El hedor me provocó náuseas.

Desde aquí os invito a todos a que nos quitemos el "burka intelectual" que nos impide ver que se premian las ideas y los avances, no las personas. Porque todos ellos no habrían conseguido nada si no hubieran subido a hombros de gigantes.

Y tanto Barak Obama como Herta Müller son dos ejemplos perfectos de ello. Su defensa de los menos favorecidos, de los perseguidos, su retrato del horror de la represión, su esferzo por volver a colocar en el discurso público los asuntos verdaderamente importantes y no sus egos, y sobre todo, su mensaje de esperanza, les hacen más que acreedores a unos premios que siempre resultan polémicos porque es mejor criticarlos que apoyarlos.
Eso sí, desde el salón de casa, la barra del bar o la red social de turno.

La historia pondrá en su lugar a cada uno, como hizo con otros premiados.
Pero en el caso actual, y en el momento de recibir el premio, nadie podrá reprocharles que sus intereses son bastardos.

Seguramante muchos otros son también merecedores del premio.
Pero pocos han supuesto, y suponen todavía, una vuelta a lo esencial.

Yo, particularme, apoyo la concesión de ambos premios.

Y os invito a interpretar ambos como se merecen: un paso hacia adelante en una sociedad que llevaba décadas retrocediendo en todos los ámbitos: los derechos, la cultura, la ciencia, la dignidad de las personas, la inteligencia...

Todavía quedan idiotas gobernando, responsables de la estupidez que se ha apoderado del discurso político y social.
Hemos confundido el ejemplo demasiado tiempo. Este es el momento de cambiarlo y situarlo en sus justos términos.
Ya habrá momento para las críticas. Ahora es tiempo de reflexionar y de empujar en la buena dirección.

Dice Isolina en facebook:

Can Obama have it right? Are they going to let him be, unos y otros?

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...