sábado, 31 de mayo de 2008

31 de mayo

lunes, 26 de mayo de 2008

Delicias de la lengua: veterinario; albéitar; menescal

"Se puede afirmar que en España ha habido tres denominaciones para el médico de animales: veterinario, mariscal o menescal y albéitar.

Nadie pone en tela de juicio el origen latino de la voz veterinaria, que aparece en la obra del gaditano Columella (s. I) como veterinarius, referida al experto en el tratamiento del ganado.

Sin embargo, desde el árabe, entró a formar parte de las lenguas de la península Ibérica la voz albéitar (o albéytar) para designar, durante muchos siglos, al veterinario. Todavía hoy, en el árabe actual, «al-baitar» es el veterinario y «baitara» la actividad veterinaria. Y este término se expresó en castellano y portugués, aunque también pasó al euskera y al catalán. No obstante, en la Corona de Aragón, y muy especialmente en Cataluña, la incorporación del término albéitar se realizó mucho más tarde. En la Corona de Aragón se hablaba de menescales y mariscales principalmente, aunque en el Reino de Valencia también se utilizaba albéitar con profusión.

A diferencia de veterinario y albéitar, mariscal o menescal procede del mundo germánico. La voz mariscal es de origen alemán antiguo: «marhskalk», formada por «marh» (caballo) y «skalk» (sirviente). En la Edad Media, el término se latinizó como «marescallus» o «marescalcus» y aparece en el occitano antiguo, como «marescal». En Francia se llamaba «maréchal-ferrant» al herrador y «maréchal-traitant» al sanador. En la Corona de Castilla, el término mariscal no tuvo la significación de albéitar; no se asimiló a veterinario hasta la época de Felipe V, cuando a los albéitares del Arma de Caballería se les empezó a llamar «albéitares-mariscales» o simplemente «mariscales»."

Teixidó F. y Teixidó J., 2002. LAS "OBRAS DE ALBEYTERIA" DE MARTÍN ARREDONDO. Asclepio Vol. LIV-2, 165-180.
.
.
Este post está integramente sacado de "Soy un menescal", del excelente blog sobre Fauna silvestre "De alimañas y vermes".

jueves, 22 de mayo de 2008

"Aplausos"

Son las diez de la mañana... línea mitre destino a retiro, el tren lleno... la gente va leyendo, escuchando sus mp3 o simplemente mirando por la ventana, todos tienen algo en común, su mala cara. Algunos por el sueño, otros por su realidad, pero nadie parece feliz en este viaje.

Y aparece él con 11 años, se pone a cantar canciones de cumbia villera sin ningún instrumento, solo, a capela... una gorra de River Plate no evita que desafine en cada palabra, camina de una puerta a la otra miestras entona su trabajo. La gente ni lo mira, tampoco lo escucha, es cierto que canta mal y no se merece ser escuchado, pero el insiste y al final de la tercera canción dice... "aplausos".

Seis o siete aplaudimos, alguno que otro mete la mano en el bolsillo y le da una moneda.

Me mira, le guiño un ojo y viene... ¿desayunaste algo hoy?, no... vale, nos vemos en Núñez.

Es honesto, hay días que me responde que sí, me cuenta que comió un pedazo de pan que le dio "una doña"; suelo mirarlo sin entender cómo ese chico, que no va al colegio, que trabaja para que sus 10 hermanos coman a pesar que la mayoría son mayores que él y se quedan en casa, no nos odia por haberle robado su infancia...

Bajo en Núñez y siempre lo mismo... miro para atrás y viene él, con su carita pícara. Llegamos al bar y ya sabe lo que tiene que hacer; cuenta las monedas mientras yo le pido su desayuno; se queda con un hombre mayor que lo ayuda: si hay 8 pesos... el señor le da un billete de 10; si hay 12 pesos, se lleva 15 en papel. El señor ya no me pregunta ¿éste quién es?. Ya conoce la historia.

Viene el desayuno: un café con leche con medialunas que va a quedar diábietico de la cantidad de azucar que le va a poner... 4 ó 5 sobrecitos, depende de la cantidad que haya en el cuadradito de cerámica.

Es pícaro y bueno, es inocente hasta donde la calle lo deja, no sabe mentir... tiene aprendido el libreto para no tener problemas cuando le preguntan sobre su vida, pero se contradice a los dos minutos cuando te habla con el corazón. Y ahí está desesperado metiéndose el café con leche con cucharita por que no lo puede tomar directamente por lo caliente que está. De las medialunas solo quedan las migas.

Y me voy; él queda ahí, "cuídate" le digo mientras le guiño un ojo... me voy, y ahí queda su cara metida en una taza que más que el hambre, le quita el dolor.

Para vos Juan Pablo... perdónanos, los grandes no sabemos hacer las cosas y les cagamos la vida a muchos chicos como vos, somos egoístas, y sólo miramos el confort y nuestra cuenta bancaria. Nunca tu futuro.

Debería viajar más seguido en tren... pero no puedo, solo un par de veces por semana y me sospecho que ya sabés cuándo es picarón... no me importa, yo tambien espero esos días para desayunar juntos y escuchar tus historias.

Que la vida nunca te dé el rencor que nos deberías tener. Y que sigas siendo así grande como sos a tus 11 años.
.
------------------------------------
Tumbadito, 21 de mayo de 2008


lunes, 19 de mayo de 2008

Salvemos el futuro de subjuntivo

A quien pudiere interesar:

quien conociere dicha forma verbal, supiere cómo usarla y quisiere colaborar en su difusión, emplazado queda a contribuir a su divulgación y correcto uso;


quien optare por colaborar, sepa que bien pudiere hacerlo dejando edificante ejemplo en los comentarios de lo suso dicho, bien difundiendo esta quijotesca iniciativa do quiera que fuere;


para quien, por el contrario, considerare el presente texto como fútil y estéril, o desconociere el tema de que tratare, sépase que es cuestión de saber y conocer; y si no lo hubiere estudiado en la escuela o lo hubiere olvidado por el pobre uso diario que hiciere del lenguaje, tiempo es de aprender de nuevo o recuperar lo aprendido.

El reto fue de erbauer a través del nótame. Yo sólo recogí el guante.

(La entrada fue meneada. Allí están quedando "jugosos" comentarios.)
.
.
P.D. He recordado este edificante ejemplo:




Correo... ¿electrónico?


Esto es, seguramente, a lo que algunos llaman "correo electrónico".

Me dice calocen, que es quien me lo ha mandado, que le consta que incorpora filtro antispam, que seguro que los carteros no se entretendrán mucho en verificar...

Él, y yo a través de él, lo hemos visto en Historias de Queso. Pero no sé si ése es el original.

domingo, 18 de mayo de 2008

La cultura en la prensa gratuita (1ª)

La irrupción y auge de la prensa gratuita en estos últimos años es fenómeno digno de estudio. Han tenido una extraordinaria acogida y una enorme difusión, hasta el punto de formar parte del paisaje de nuestras ciudades y de nuestros quehaceres digitales: desde los puntos de reparto a primera hora de la mañana, hasta las salas de espera de cualquier consulta u hospital, pasando por lo mostradores de los bares o los favoritos de nuestros navegares de internet.

Las páginas web de todos estos medios son, además, muy visitadas y suelen mostrar bastante agilidad a la hora de actualizar sus contenidos.

Precisamente, de esos contenidos, pero en su aspecto cultural, es en lo que había pensado profundizar un poco.

He considerado prensa gratuita los 4 grandes diarios de difusión nacional y gratuita, a saber: Adn, 20minutos, Metro y Qué, aun sabiendo que hay otros de formato, distribución y espíritu similares, pero de difusión local.

Lo primero que hice fue ponerme en contacto con las direcciones de correo de contacto de cada uno de los medios citados para solicitarles que fueran ellos mismos quienes me pudieran dar la primera información.

La pregunta fue sencilla y la misma para los cuatro:

"Me preguntaba si podrían contarme un poco, no es necesaria excesiva profundidad, cuál es la política o el criterio que sigue (póngase aquí el diario de destino) a la hora de conceder o no relevancia a las noticias culturales y si el medio tiene decidida una relevancia determinada para estos temas o depende de la actualidad diaria."

Ni Metro, ni Adn, ni Qué contestaron.

20minutos contestó, a través de su subdirectora, solicitando que concretara un poco más:

Lo hice:

"Me refiero a ambas parcelas, tanto la web como al papel, partiendo de la idea (corrígeme si estoy equivocado) de que la web, en principio, es un espejo del papel, al menos en sus aspectos fundamentales, aunque se vaya actualizando conforme la actualidad lo requiera.

Mi consulta está referida al hecho de si 20minutos como medio de comunicación, como empresa, tiene establecida alguna política específica en lo al tratamiento de la cultura respecta: número de páginas, recursos materiales y humanos asignados (redactores específicos o despachos de agencia, por ejemplo); por ponerte un ejemplo, otros diarios tradicionales como ABC, El País, El Mundo, Heraldo de Aragón... (por citar sólo algunos) tienen especiales semanales dedicados a la cultura: ABCD las Artes y las Letras, Babelia, El Cultural o Artes y Letras y suelen dedicarle secciones fijas en sus tiradas en papel y en sus webs.

20minutos no tiene esa sección específica sino que tiene alternativas como Cine, Música, incluso en Zoma20.
¿Es una forma de segmentar las noticias de tipo cultural para ajustarse mejor al perfil de vuestros lectores?
¿Por qué no aparece "Cultura" como sección específica? Ésto supongo que sí es una decisión estratégica del diario.

Pues por aquí van los tiros.
No pretendo comparar los diarios antes mencionados con 20minutos sino profundizar un poco sobre cómo el fenómeno de la prensa gratuita está desbancando a la prensa convencional en algunos aspectos y si pueden servir también como alternativa en el tratamiento y difusión de la cultura. "

En este caso, la respuesta de 20minutos fue la misma que la de los otros 3 medios: silencio.

Planteado ya el tema, dejo para más adelante las conclusiones a las que he llegado.

lunes, 12 de mayo de 2008

Pregunta retórica




















Me detengo en la puerta al verme reflejado en el cristal. Miro a ambos lados por si alguien me ve entrar.


Entro con aire despistado como quien lo hace por primera vez.

Baja la escalera. Sonríe discreta. Me invita a quitarme ropa y a ponerme cómodo; me indica la estancia. Será sólo un momento.

Desaparece tras la puerta del baño. La oigo asearse.

Vuelve preparada y dispuesta.

Lo de siempre, supongo... pregunta sin preguntar.

La dejo hacer. Sus manos son suaves y firmes; ágiles y precisas; cuidadosas e infalibles.

Veo su reflejo en el espejo: sube, baja, gira; ve, mira, escudriña; me habla con voz dulce; preguntas cortas, directas, concretas, ineludibles.

Observa, estudia, vuelve a la carga. Es detallista, concienzuda; adivina mis pensamientos y deseos y se anticipa a mis temores.



Termina. Se aleja en la penumbra. Me relajo y reposo un rato mientras recupero el tono y la respiración.

Me cobra con la misma sonrisa cómplice del principio.

Salgo. Miro a ambos lados pero ya no temo que me vean salir.

Reviso de reojo mi reflejo en el cristal de la puerta; tiene razón: su corte pelo me favorece.


La imagen es el "Espejo Mirallmar", diseño de Eduard Samsó.

martes, 6 de mayo de 2008

La montaña rusa de la música clásica

Publicidad creativa al servicio de la música clásica.

Sugerente interpretación de una partitura, ideada por la agencia suiza de publicidad Euro RSCG para la promoción de la Orquesta de Cámara de Zurich.
.

.
Lo he visto en elmancodelepanto, pero creo que el original es el de fubiz.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...